jueves, 15 de noviembre de 2012

Y pedía tan poco de ti,que cuando te vi sabia que causarías mil reacciones sobre mí. Que nunca pensé que esto terminaría así, fugaz.. Anhelaba una palabra, un roce o una mirada. Quería saber si me veías entre el resto y cuando te tuve a centímetros no lograba actuar natural, sentía que mi piel se expresaba, que mi mente sólo pensaba en un mundo en el que tu y yo podíamos alcanzar tantas cosas si estábamos los dos. Por qué tenías que ser tú ! por qué!? Sé que los minutos que logré tu atención no fue más que para saciar tu sed de viajante en este mundo en el que el destino nos cruzó pero que fue sólo fugaz.. Ahora, creo que me voy con la sensación de tener que seguir mi camino, que por mas que intente buscarte tu sólo te enfocas en continuar con tus horizontes. Mi mente no se cansa de llamarte pero me voy con la sensación de haber sido sincera. Me bastó con decirte que me gustaba desconectarme del mundo cuando estaba contigo. Y sé que esto es la vida real, que no tiene un final feliz, que nunca leerás las mil publicaciones que te dedico, que paso todo el día pidiéndote a gritos, que una miraba tuya y haces tembrar mi mundo... que no sé por qué, ni cómo, ni menos puedo explicar esta sensación de andar por la vida con el propósito de que las personas son pasajeras pero ese pasaje en tu vida... ese momento, ese segundo de toda tu existencia se puede volver un recuerdo del que quieres aferrarte para toda una eternidad.

miércoles, 31 de octubre de 2012

Alma

"Comunico, casi en un grito un destello así en lágrima cansancio dicen que desamores digo yo miradas que no están un suspiro, ese que te lleva al ayer la brisa temprana, el frio del invierno.." Mil historias no son necesarias si con una basta para transformar tu cuerpo en un big bang de emociones. Sentir demasiado y no sentir, ambas culpables porque nunca están en una sintonía que ayude a calmar sufrimientos innecesarios. Innecesarios esos sentimientos que en montaña rusa provocan un desequilibrio y un desenfoque. Y cuán verdadero es que somos almas con un destino incierto, que no buscan nada, que no buscan encontrarse ni menos buscan complementarse. Son, simplemente son. Me había cansado de sentir quería sólo seguir un camino. En cuanto apareces en mi vida, siento que no todo estaba perdido, que podría cambiar en un abrir y cerrar de ojos. Pensé demasiado, ese es el problema. Cuando creí que cambiarías mi mundo e ilusioné mi corazón. Te llevé tan alto en un segundo que perdí la noción. Te alcanzaba poco a poco a sentir que podría encaminarse. No estábamos dimensionados se aclaró esa brisa y he aquí un corazón que no quiere sentir más amor, aprecio e ilusión. El tiempo no es nada cuando retomas las ganas de volver a enamorarte, porque apareciste sin dar aviso y porque no me hiciste dudar en lo lindo que podía seguir un camino si me tomabas de la mano. No se puede pedir que sientas lo mismo, sólo que provocas sin darte cuenta, mil reacciones en mi cuerpo....

domingo, 7 de octubre de 2012

¿Haz sentido cuánto puedes hacer cambiar con un pequeño detalle? Cómo un roce intenso hace palpitar tu corazón y sentir como si tu piel fuera a elevarse ... Es mi gran temor... volver a sentirme así.